Talleres de masaje infantil

El masaje infantil es una forma agradable y amorosa de comunicarnos con el bebé a través del tacto. Cuando tocamos, besamos, acariciamos y mimamos al bebé le trasmitimos nuestra seguridad, amor, placer y consuelo. A través del contacto puede percibir el cariño y el afecto que le brindan sus progenitores.

Hablamos de “tacto nutritivo”, ya que el contacto afectuoso, según afirman numerosos estudios, es una necesidad tan básica para el bebé como comer o dormir. El contacto afectivo es también un alimento para él y además, representa el único lenguaje que entiende.